ARIZA

Es de sobrio estilo herreriano. Su arquitectura es seria, sencilla y sin adornos. Se conserva poco de la parte destinada a convento y algo más de la Iglesia. Durante la guerra que se sucedió entre los Carlistas y los Liberales partidarios de la reina Isabel II sirvió como fuerte. Es de propiedad privada.